Entre Mr. Chance y Bitelchús

28 05 2015

Así empieza mi artículo de hoy:

Estos van a morir matando, salvo excepciones, salvo esa gente que se halla hasta las narices de la torpeza de su líder, cual es el caso de los agobiados del evangelio de los últimos días, que posiblemente se retiran, en directo o en diferido -pero no nos acostumbremos: muy pocos más van a dimitir-, para intrigar en segunda fila y regresar cuando escampe. Los que se quedan, aferrándose al poder con la excusa de su mantra “somos el partido más votado”, muestran patéticamente lo que son. Garrapatas que permanecieron incrustadas detrás de nuestras orejas mientras nos duró la catatonia; incapaces de actuar ahora que cae sobre ellos el aceite de sus vacas flacas, destilado por este despertar.

 Entero, lo tenéis en eldiario.es


A votar Humanidades, gente

21 05 2015

Así titulo mi artículo de hoy, que empieza así:

No es una tormenta en un vaso de agua, una falsa alarma, el hundimiento de un souflé. Ni un espejismo ni el sueño de una noche de verano. Ni un ramalazo ni un capricho ni un sarpullido ni un calentón. Cualquiera que sea el resultado -y va a ser duro quitarles a Estos el poder de que se apropiaron, a fuerza de añadas, prebendas y tentáculos-, el Nosotros, en sus múltiples manifestaciones, ha venido para quedarse. No es espuma. Es fermento. Y por mucho líquido que aún quede por cuajar, ahí está, hormigueando, dando vueltas con el sueño colectivo a cuestas, empapando las sábanas con el deseo de un mundo mejor, de un país mejor, de un municipio mejor, de un barrio mejor, de un corazón mejor entre dos puertas.

 Entero, lo encontraréis en eldiario.es


La vuelta al calcetín

14 05 2015

Aquí tenéis el primer párrafo de mi artículo de hoy:

Poco partidaria como soy de las patrias y de sus patriotas, observo, como muchos otros, un amor mundano y cálido hacia la ciudad en donde fui nacida, y en la que crecí, y a sus partes más íntimas. A falta de un pueblo pequeño, que para mí es la quintaesencia de lo próximo, concibo la ciudad como un conjunto de barrios convertidos en pueblos, en aldeas, en núcleos de convivencia en donde nadie debe sentirse excluido, nadie perdido o ajeno. Tal es mi ideal, y supongo que existe mucha gente como yo, personas que, ante la experiencia de la vida, de los avatares en que nos vemos envueltos, de las preguntas que debemos hacernos, cada vez nos ensimismamos más, pero no en el sentido egoísta sino en el de enriquecernos por dentro acotando el terreno, cuidándolo y amándolo.

 Entero lo podéis encontrar en eldiario.es


Ahora mismo

10 05 2015

 

 

Anochece y hago esta torpe foto con mi ordenador desde el jardín de la casa de mis amigos en Salobreña, en donde paso unos días después de haber estado en Málaga, invitada por Bibliotecas para hablar en el marco de la Feria del Libro. Esto es una maravilla. Qué calidad de vida. Leo mucho y espero escribir algo, que ya va siendo hora. La gimnasia da sus frutos y empiezo a poder viajar. Disfruto mucho. Os mando un abrazo grande.



Salvadla

7 05 2015

Os djo un párrafo de mi artículo de hoy, dedicado a la pequeña paraguaya violada y embarazada por su padrastro. Entero o hallaréis en eldiario.es

Machismo, patriarcado del más rancio, cruel y asesino, es lo que ha sellado el destino de la pequeña de diez años que, embarazada de cinco meses como producto de la repetida violación a que la sometió su padrastro, se ve obligada a parir, su menudo cuerpecito deformado y encadenado, después de sufrir tantas sevicias. La madre había denunciado el acoso de que era víctima la niña cuando aún se hallaban en la fase del manoseo. Imagino a los policías encogiéndose de hombros, quizá dándose codazos o pensando en la nena que, horrorizada, les esperaba en casa. No pongo la mano en el fuego por ninguno. Patriarcado rancio, cruel.