miguelito, con mamá

Este Miguelito monstruoso creado por Isabel Coixet para que sea nuestro no sé qué -¿símbolo, mascota?- en la Expo 2010 en Shangai, me pone los pelos de punta. En todo caso, tal como quieren a las niñas allá, tendría que haber sido una Miguelita, me parece.

Lo digo por lo de los orfanatos, por las tradiciones campesinas que siguen en pie, pese a los deseos gubernamentales.