Egipto

23 06 2011

Lo que los miembros del Consejo Nacional de la Revolución (cito de memoria, el nombre no es exacto), formado por gente que estuvo en Tahrir y que sigue la historia, quieren que se haga es: una nueva Constitución, que salga antes de las elecciones. Lo están intentando recogiendo firmas por todo Egipto, porque si es al revés -que tiene toda la pinta-, si en septiembre hay elecciones con la vieja Constitución y sus trabas, el único partido político que funcionará es el de los Hermanos Musulmanes y sus aliados salafistas. O el Ejército de toda la vida, que puede formar un partido con remanentes del viejo régimen y dinero de todos los que estuvieron en contra de la revolución.

Que no soy yo ni los que publican la verdad, por mucho que la verdad no guste a quienes lo quieren ver todo en blanco o todo en negro, y con a comodidad de que el enemigo sea siempre el de siempre.


Acciones

Informacion