«LA SITUACIÓN NO SE ORGANIZÓ: EXPLOTÓ DE FORMA ESPONTÁNEA PORQUE LA GENTE NO PODÍA MÁS».

¿Quién pronuncia tan sentida frase? ¿Un opositor egipcio refiriéndose a los jóvenes desesperanzados, a las masas empobrecidas?

No, amigos míos.

¡Es César! Concretamente, César Cabo, portavoz de los controladores, en una entrevista estupenda de Raquel Peláez en la que se retrata de arriba abajo. Publicada en el Vanity Fair español de febrero. Revista que me gusta mucho y que no me impide seguir suscrita a la edición inglesa.