Cada mañana la leo y siento que estoy con ella allí, abrazada a la gente, comovida.