Parece que hay un buen hombre público: en www.publico.es