Llanto y alegria, llanto por los muertos y alegria por las nuevas generaciones que no viviran ese horror. Por fin una noticia merece las columnas que se le adjundican. Y ahora, eso: altura de miras.

Ninguna voz mejor que la de Inyaki, en http://blogs.elpais.com/la-voz-de-inaki/2011/10/gora-euskadi-askatuta-libre-de-eta.html