Escribe bien, es inteligente, sabe un huevo… Y es un tío cojonudo. Un blog necesario. En www.elpais.com