Titi el Amoroso, ciertamente