En el Mothercare en donde compran la sillita, tomo esta foto de una muñeca infernal

¡Albricias! ¡Aparece el mar!

Escena familiar en la playa

La niña de mis ojos en Atenas se lo pasa en grande

Mi plácida e inteligente amiga Pascale, antropóloga visual ,esposa y madre

No hay mar como el mar de Grecia

Vista interior del merendero

Felicidad

Al atardecer, con mi amiga Ana de Miguel

En camino. Clarita duerme atrás: hay que pararse a por una silla más grande