Puede ser una plaga en el sentido de epidemia

5 09 2012

Pero desde luego no es bíblica, es decir, inevitable y fatal. De eso es de lo que va. Del adjetivo, no del sustantivo.


Acciones

Informacion

3 respuestas a “Puede ser una plaga en el sentido de epidemia”

5 09 2012
javier (13:28:29) :

Tambien es una rara artimaña para extender la lectura de las obras de Juan Ramón. Lo mismo quería explicar algo sobre la burbuja inmobiliaria.

6 09 2012
Raúl Fernández Justo (00:26:37) :

Da la sensación de que en esta “demolición controlada” en que se ha convertido el periplo gubernamental, desde su elección hasta la fecha,hay pilares,columnas, vigas maestras, que no se pueden(ni deben) “dinamitar” tan alegremente como otras que, al parecer, sí se pueden(aunque causen verdaderos estragos en la ciudadanía,tales como la educación, la sanidad, el aborto, la eutanasia,la reforma laboral, el I.V.A.). La pena de muerte(no recuerdo si aún permanece vigente en casos de guerra y de magnicidio del Jefe del Estado) ya no es admitida por la inmensa mayoría de los españoles como pena disuasoria, ni en los más aberrantes crímenes(el caso Bretón es una locura aborrecible). La finalidad rehabilitadora, y la consiguiente reinserción social de los delincuentes acreedores de penas de cárcel, sustentan todo el edificio que regula la convivencia y la conducta de todos los que conviven en la sociedad. Cada delito lleva una pena; cada delincuente recibe un castigo y una oportunidad para reinsertarse en la sociedad. Romper esta dinámica me parece muy peligroso.”No hay mayor justicia que la injusticia”. El linchamiento a manos de los familiares de la víctima, cortarle la mano al ladrón, convertir en eunuco al violador… Hacerse justicia por la propia mano, sin leyes, sin razones, sin límites. Yo digo no a la pena de muerte, no a la cadena perpetua, no a la “adulteración” de la Justicia.

6 09 2012
Txomin Goitibera (07:11:28) :

Javier. Hablando de Juan ramón, dice Arsenio Escolar en twitter:

El rescate -si creemos al Gobierno- será pequeño, suave… Tan blando por fuera, vamos, que se diría todo de algodón, que no tiene hueso