Mientras los titulares de lo medios de comunicación de mierda se expanden con la palabra «caos» en el frontal, los griegos ofrecen al mundo -y a la EU: Europa de la Usura- el inmenso espectáculo de su dignidad. Los siervos, sirviendo a sus señores. El pueblo griego dueño de sus respuestas.