Los fabulosos cuentos de los hermanos Grima

15 10 2015

Aquí tenéis el primer párrafo de mi artículo de hoy:

Todos en el Partido Popular mienten. La mentira es su forma de relacionarse con nosotros. El cinismo es su caballo de batalla. La mistificación, su resumen del pasado social que forjaron durante su último mandato, especialmente, aunque habrá que ver que su descaro emana directamente de su actitud durante el 11-M. La fabulación es el programa que nos ofrecen para el futuro. Mienten tanto, que su sola presencia ya ofende.

 Entero, en eldiario.es


Entre Mr. Chance y Bitelchús

28 05 2015

Así empieza mi artículo de hoy:

Estos van a morir matando, salvo excepciones, salvo esa gente que se halla hasta las narices de la torpeza de su líder, cual es el caso de los agobiados del evangelio de los últimos días, que posiblemente se retiran, en directo o en diferido -pero no nos acostumbremos: muy pocos más van a dimitir-, para intrigar en segunda fila y regresar cuando escampe. Los que se quedan, aferrándose al poder con la excusa de su mantra “somos el partido más votado”, muestran patéticamente lo que son. Garrapatas que permanecieron incrustadas detrás de nuestras orejas mientras nos duró la catatonia; incapaces de actuar ahora que cae sobre ellos el aceite de sus vacas flacas, destilado por este despertar.

 Entero, lo tenéis en eldiario.es


Aguirre, el ectoplasma que no cesa

30 04 2015

Así empieza mi artículo de hoy:

Esperanza Aguirre es como una matrioska rusa, una muñeca que contiene muchas otras en su interior. Sólo que la candidata a alcaldesa de Madrid por el Partido Popular las despliega todas por fuera, y a cuál más horripilante. Espe la Pizpireta sonríe, bizqueando con las pestañas cruzadas como maquillada por Tele5, y suelta chascarrillos; Espe la Letal se carga la medicina pública y a los servicios médicos progresistas; Espe la Milagrosa sobrevive a tumores y atentados, y se muestra en público con sangre en las sandalias como si, licuándose, sus ofídicas venas manaran prodigios; Espe la Amnésica, que reniega de los corruptos a quienes antes cobijó, y se sacude el manto protector como si tal cosa; Espe la Ocurrente que siempre encandila a los periodistas, esos pardillos a quienes no les importa informar a las víctimas de quien les entretiene; Espe la Intrépida, que desafía a la autoridad llevándose por delante a sus representantes del orden; Espe la Chulapona ensofada, versión puesta al día de Tele5 en la calle de la oligarquía política. Oxigenada y en jarras, ya que nuestra dama no es de hierro, es de cuero en la lengua y cuchillas en los sobacos.

 Entero, podéis encontrarlo en eldiario.es